domingo, 31 de julio de 2016

Fuerza de cristal...

Sublime estafadora de bolsillos vacíos
sonreís y tus dientes siguen siendo de leche.

En los ómnibus fríos, te de-cantás, chiquita.
Que sepa tu Delmira
aprehender las señales que le has ido dejando.

Poeta,mi querida poeta transparente,
luz de todo lo oscuro te llamé aquella tarde,
lucero de los cielos sin estrellas.

Ayudante oficial de arquitectura,
profe de bellas artes y  bio-danza.

No pudiste bancarte los chismes cotidianos 
y volviste a volar.

Ahí seguís, entera,
terrón de azúcar, linda.

Con solo recordar tu implacable ternura
se derrite de paz mi torpe resistencia.




No hay comentarios.: