jueves, 17 de mayo de 2018

Una grande, la más grande para mí.

Ella me mostró hace como 30 años la poesía, desde el corazón y el compromiso. 

Este es  mi disco preferido.


domingo, 29 de abril de 2018

Vamos por ellos ¡ahora!

¿Sabés?

Me parte el pecho en dos el verte
 
con ese color de sufrimiento,
esa cara de miedo y de pregunta que no obtiene respuesta.

Supongo que no estamos habituados

a que algo amenace nuestro nido en común,
 nido de las vergüenzas, de tortas fritas, de leche con cocoa, 
de tanta complicidad incluso en la mentira
que por salvar a alguno nunca faltó,

¡ojito, mi hermano no se toca puta madre!

De ese vínculo herido, casi enfermizo,
que nos hace sentir que es culpa nuestra
si es que no defendemos a nuestros otros seis, 
incluso del diagnóstico de un capo  grado cinco,

los hemos dejado mudos tantas veces,

no serás la excepción, juro que no.

Lo juro en nombre de no poder ni pensar otra cosa,

en nombre de los súper poderes de los cómic
que leímos mil veces de cuarta o quinta mano.

O como a vos te gusta aunque a mí no me guste, 

te lo juro por Dios



sábado, 3 de marzo de 2018

Pocas veces me pasó (casi ninguna) haber querido escribir algo de otra persona.

No porque no me gustara sino porque, literalmente, era de otra persona.

Esto hubiese adorado escribirlo yo. Me matan estos niños. Gabo Ferro ¡me agujerea!

sábado, 24 de febrero de 2018

re-partos

tengo  hijos de trigo 
¡tan bichitos de luz!

poetas con guitarra 
soñadores
valientes

tengo hijos con piel de porcelana
con ojos enraizados y fecundos

tengo hijos que me enseñan la vida que no ví en el siglo preciso

que te enfrentan 
me enfrentan
y se enfrentan

tengo hijos que a pesar de todo saben
que  sé muy bien que no son míos 

tengo hijos ojos de canela mezclada con agua marina 
la utopía tiene rostros y piel
no está en el horizonte 

Está adentro del ombligo 










jueves, 15 de febrero de 2018

Por esa pureza que intuí

A ver mi gente ¡un poco de ritmo en su poesía!

A ver poetaza, un poco de ternura en sus versos puro ritmo, si no, no quedan, adentro, deshuesando.

Y a vos que todo lo tenés,
un poco de digna dignidad.

Dejá de laburar para esos fachos.

No hagas que te pierda el respeto.

Quizás ligaste lo más sucio
de los más  limpios en mucho, mucho  tiempo.

Eso no avala,  emputecerte justo ahora, con el delirio de este  imbécil, que ayuda a que caiga lo tanto conseguido por los calle.

No hagas que también te pierda el respeto,
de veras, no lo hagas.




sábado, 10 de febrero de 2018

Bruta y yorugua

No necesito, no, andar buscando amores en el éter y mucho menos hermanos que adoptar.

¡Si tengo seis de vientre y como veinte y pico ensangrentados con esta sangre mía, que me lleva al trote, de lengua de corbata,para evitar que sufra!

Yo te elegí, no fuiste vos, sentí que eras mi hermano y lo acepté
y yo que muero y mato por mis aires, te tengo guardadito entre  mi gente .

Porque aunque hasta  lo niegues, por si acaso,
vos  sos mi hermano y de eso no te salva ni el Calengo.

 Te quiero, yo no te necesito, pero te quiero, siempre

guacho .




domingo, 28 de enero de 2018

Por amor a poiesis

Ella no te viene con dulces
ni con llantos
y menos aún con heridas bullangueras
te cae encima con un ramo rabioso de poesía
y yo no puedo menos que admirarla.

Admiro a la poeta
cuando saca a la hembra
 de los pelos
y hace que a fuerza de escupidas exquisitas
una tenga que sacarse el sombrero aunque no quiera.

En honor a mi tibia enfermedad
 por la sangre derramada
 en la tierra siempre virgen  de los locos
 de esos locos
locos
arrebatadamente locos de poesía

¡De pie señores!

martes, 23 de enero de 2018

Estupidez altiva

Todo es tan suave,
tan básico e íntegro 
cuando la vida manda

todo es lo que es cuando la vida manda.

Hombres buenos = malos hombres
 buenas mujeres = mujeres malas.

Ergo:
solo carnes y huesos y un hábitat  creado y mantenido
por dedos que señalan
decomisando absurdos 
que quien es quien 
que quien es qué
que quien es cuanto.

Solo cuando  el humano muere
la vida es viva.