jueves, 27 de noviembre de 2014

Soneto 3

Acá sigo, buscándome sin ansia
abrumada, sin miedo, peligrosa
¿y qué habré de encontrar cuando me halle?
¿será mi calavera ,mis cenizas?

Me fui de enormidad de situaciones
que siempre me arruinaron el vivir
los buches asquerosos de mi bilis
lograron amargarme hasta la fecha.

Me esfumaré de súbito algún día
y terca moriré lejos de todos,
-perdón, el egoísmo es de fuleros-.

Nadie piense que sufro demasiado
mi vuelo acabará sin renunciar
a la gris mariposa de mi insanía