domingo, 9 de febrero de 2014

Ellos

Un crisol de ojos cielos
Y ojos mieles
de paz y enojos
tan acuario los dos
tan diferentes
y tan iguales
en sus diferencias.

Tan de mí
tan de él
¡y tan de ellos!
tan libres
tan ajenos
tan lejanos a veces
y tan plenos.

No tanto le habré errado
me consuelo
si parí a estos “botijas”
tan inmensos
tan códigos
tan “gentes”
tan sensibles
¡tan yin y yang!
tan transparentes.

Tantos besos les debo
tantos “los amo”
tanto dejar para mañana
y se me fueron
se me pusieron hombres
de repente.

¿Cómo hago ahora ?
cómo les canto esa nana
que por cuidarlos tanto
dejaba en la heladera
con el puré de fruta
y la mamola.

Leandro y Ezequiel
son dos tipazos
dos amantes del amor
dos rebeldías
dos amigazos
uno ternura y paz
otro ternura y fuego
y aunque nunca les diga
son mi poesía .

Mi mejor y única poesía